La poesía en lo cotidiano


TRACK 1

Ayer con mis alumnos/as en clase:

Cierto,

la historia está plagada de guerras sangrientas,

batallas perdidas y sufrimientos…

 

Y de algo más sublime,

una belleza  indescriptible hacia la utopía…

 

TRACK 2 
 
 Cada lunes, por donde paso   
 
La ciudad atestada de vehículos, lunes por la mañana.
Cristales bajados, bocinazos, repartos de cajas y mercancías.
Transeúntes en burbujas sorteando miradas, entonces , un hombre cruza la vía.
 
Avanza despacio, se detiene a saludar al repartidor de agua, al buzoneador en patines.
 
Y de repente, florece de su cachucha un adiós y una sonrisa.
 
Calle abajo su silueta se desdibuja sutilmente.
 
 Arrastra una carretilla llena de hierbas para sus cabras.
 
Arrastra su carretilla.
 
Su carretilla, y sus ochenta años…
 
TRACK 3
 
En el supermercado.
 
La charcutera atenta a la cola y a los números.
Una cola gris de cabizbajos.
 
Una cola de pensamientos enrejados.
 
noventa y cuatro… noventa y cinco…
 
Una señora llega  y mira al respetable
(de arriba a abajo)
 
Nadie se percata.
 
Entonces, con una gran sonrisa y marcado acento argentino, dispara:
 
_ Acá un sol relindo, pero frío…
 
Y fue, como sentir pestañear el cielo .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s